A la hora de construir una vivienda, la premisa principal es “hacer rendir el dinero” para lograr la casa de tus sueños. Los estudios comparativos aseguran que el Steel Framing sigue siendo la opción más acertada a la hora de planear la construcción de una casa o edificio.

 

En los últimos meses, hemos sifo testigos del lanzamiento de numerosas líneas de créditos hipotecarios ofrecidos tanto desde el Estado como desde bancos privados, lo que ha abierto un abanico de oportunidades para miles de personas que se están planteando la posibilidad de construir una casa.

Aquellos que buscan empaparse del tema antes de tomar una decisión y averiguar sobre las tendencias, tanto a nivel nacional como mundial, se cruzan inevitablemente con la decisión de construir utilizando Steel Framing o seguir el método tradicional.

Por eso es que se han llevado a cabo tantos estudios y análisis -desde el ámbito corporativo, estatal y también desde los medios de comunicación- para ver cuál de los dos métodos es más económica y confiable. Los resultados son unánimes: el Steel Framing permite construir de forma más rápida -lo que además permite eludir el impacto inflacionario-, a menor costo, con menos desviaciones y mayor ahorro.

Penta Capital, una empresa pionera en construcción con Steel Framing, se encuentra desarrollando proyectos inmobiliarios a lo largo del país. Desde Penta Capital explican que una casa estandar de 100 m2 puede construirse en 3/4 meses, es decir, tres veces más rápido en comparación con el sistema tradicional. El ahorro de costos asciende a 30%, entre una economía real en la compra de materiales e incidencia de mano de obra y la diminución radical del tiempo de obra que evita mayores subas por inflación. 

“Los plazos de obra se reducen drásticamente con respecto a la construcción tradicional porque se pueden realizar en forma simultánea una gran cantidad de tareas una vez montada la estructura”, explica Lisandro Gotusso, director de Penta Capital.

Este sistema de construcción que cada vez avanza más alrededor del mundo -y que los especialistas aseguran que en los próximos años pasará a tomar un papel protagónico en la industria- es muy bienvenido en estos momentos en los que “hay que hacer rendir la plata”.

El Steel Framing, como sistema constructivo, está aprobado y por lo tanto es apto para los créditos hipotecarios de bancos privados y estatales, así como también por el Procrear.

En Penta Capital, líder en la industria de la construcción con Steel Framing, ofrecen la posibilidad de acceder a una casa propia, construida utilizando Steel Framing, sin adelantos ni cuotas previas: se comienza a pagar la casa una vez que te mudás a ella: el mes que dejás de abonar el alquiler, empezás a pagar la cuota de tu crédito.

No quedan dudas: el Steel Framing es el futuro de la construcción.